NOI ITALIANI ALL'ESTERO PROMUOVIAMO L'ITALIA

itBuenosAires

Tradiciones Usos y costumbres

Juegos típicos: recordar nuestros orígenes lúdicos

Juegos típicos - Molina Campos

Estamos en una época del año en donde ya conmemoramos varias festividades patrias: el 25 de mayo, la Revolución de Mayo; el 17 de junio, la conmemoración del fallecimiento de Martín Miguel de Güemes; el 20 de junio, el Día de la Bandera y el 9 de julio, el Día de la Independencia. Se habló, en otra nota, sobre las comidas típicas de la época. Por lo tanto, en este artículo, se recordarán los juegos típicos que entretenían a los argentinos. Muchos de ellos continúan siendo motivo de reunión y de risas al jugarlos.

Juegos típicos: ¿tradición heredada?

Es tradición todo aquello que una generación hereda de las anteriores y, por considerarlo valioso, lega a las siguientes. Es difícil determinar qué actividades o juegos fueron heredados de otras culturas y cuáles son autóctonos, verdaderamente argentinos. Sin embargo, se supone que la mayoría de ellos llegaron de los barcos que traían a los conquistadores. Podemos pensar rápidamente en “La taba”, el juego típico gauchesco, el cual aparece en reiteradas obras del artista argentino Florencio Molina Campos (conocido por sus típicos dibujos y pinturas costumbristas).

Juegos criollos - La taba

La taba. PhotoCredit: Mónica Zampone

Este juego típico gauchesco fue introducido por los españoles. Consiste en arrojar, desde una determinada distancia, un hueso de la rodilla de la vaca. Si el hueso cae del lado más liso es “suerte” y gana el tirador; si cae de la forma inversa, el lado con agujero, es “culo”,  y gana el oponente. Si cae de costado, se vuelve a tirar.

La infancia y sus juegos típicos

Se torna difícil mencionar todos los juegos con los que los niños se divertían en la época colonial sin dejar de lado alguno. Muchos de ellos siguen estando presentes durante la infancia, y otros ya forman parte de nuestra historia. En esta parte, se mencionarán los principales entretenimientos:
– La payana
– El trompo
– La rayuela
– El balero
– El yo-yo
– El hoyo-chapita
– La cinchada
– Las escondidas
– El dominó, las damas, el ajedrez, los dados (como juegos de mesa)
– El gallito ciego
– El aro
– Las muñecas, los autitos
– El palo enjabonado

Juegos criollos - El balero

El típico balero de madera

Rondas infantiles tradicionales

Las rondas infantiles son juegos colectivos de los niños que se transmiten por tradición. Se cantan con rimas y haciendo rondas con movimiento. En su mayoría, han sido originarias de España y se han extendido por Latinoamérica. Serán muy pocas las personas que no hayan participado en alguna ronda como “Sobre el puente de Avignón”, “Buenos días Su Señoría, Mantantiru-Liru-lá”, “Mambrú se fue a la guerra”, “Aserrín, Aserrán”, entre otras. “La farolera”, “La paloma blanca”, “¿El lobo está?”, “El huevo podrido” incluyen, a su vez, un juego con movimientos en sus canciones.

Juegos criollos para adultos

Muchos de los juegos típicos que vienen a la memoria al recordar nuestra época pasada tienen que ver con los gauchos, con el campo argentino. Claro que la gente de ciudad se divertía con las cartas, los juegos de mesa, las tertulias en la clase alta; pero se mencionarán las actividades/juegos con los que los gauchos, en general, se entretenían. Existe una hipótesis que asegura que el hombre de campo era muy propenso a los juegos de azar, y esto coincide con que el juego es una vía de escape a la vida esforzada y dura del campo. A continuación, podemos recordar los siguientes juegos:
– La taba
– La herradura
– Doma y jineteada (en Argentina, existe actualmente el festival acorde)
– Carreras cuadreras
– El pato
– El chancho enjabonado: se trata de enjabonar un chancho mediano, soltarlo en algún lugar cercado bastante amplio, y dejar que los participantes traten de atraparlo; gana quien consigue sostenerlo con firmeza.
– La riña de gallos (en la actualidad prohibidas)
– El sapo
– La sortija (dos grupos de jinetes, al galope, por un estrecho corredor de cien metros de largo que forma el público, deben acertar con un puntero que llevan en la mano a una argolla que cuelga a 2,5 m de altura de una cuerda floja. Se requiere de gran habilidad para acertar, ya que la argolla colgada se mueve y el galope del caballo es bastante irregular).

Juegos criollos - El sapo

El sapo. PhotoCredit: Mónica Zampone

En lo personal, el sapo sigue siendo un juego que, al juntarnos con amigos, nos divierte mucho. Seguramente haya muchas más actividades, canciones, así como otros tantos juegos típicos que no se mencionaron. Así como recordamos los hechos históricos, los platos tradicionales, es también importante recordar los juegos típicos que también forman parte de nuestra historia, que heredamos y que tanto nos divierten. ¿Recuerdan algún otro?

Juegos típicos: recordar nuestros orígenes lúdicos ultima modifica: 2019-07-12T07:00:28-03:00 da Nahir Teren
To Top