itBuenosAires

ENTREVISTAS Historias

Vera Mardoian: la becaria siria de italiani.it

Vera Mardoian-Portada

En el día hoy, les presentamos el testimonio de Vera Mardoian, una de las alumnas beneficiarias por la Fundación italianit.it para estudiar el idioma italiano. Vera nació en Alepo, Siria y gracias a la oportunidad que le dio la fundación, logró continuar con sus estudios y aumentar sus conocimientos en esta maravillosa lingua. A continuación, los invitamos a conocer su historia de vida y su proceso de aprendizaje en la Asociación Calabresa. 

La vida de Vera Mardoian en Siria

Vera Mardoian vive en Alepo, una de las ciudades más pobladas de Siria. Tiene 53 años y comenzó a estudiar italiano en el 2005 con un profesor privado que enseñaba diversos idiomas latinos. Luego continuó sus estudios en diferentes institutos y universidades, pero, lamentablemente, debido a la guerra, tuvo que pausar su proceso de aprendizaje. A pesar de la difícil situación que vivía en su país, Vera Mardoian se contactó con italiani.it para solicitar una de las becas de estudio que otorgaban. Y se esforzó muchísimo para continuar estudiando el idioma que tanto le apasionaba. 

Vera Mardoian y su amor por Italia

Me gusta mucho la cultura italiana que es tan famosa en todo el mundo: su arte, sus artistas, sus esculturas, sus preciosos frescos que exprime la sociedad histórica de la Bella Italia, sus iglesias y mosaicos, sus famosos pintores, entre tantos otros aspectos de su cultura”, sostuvo Vera. 

Vera Mardoian Vera Mardoian
Vera Mardoian. Autora: Vera Mardoian.

“Fue una hermosa experiencia poder realizar este curso cada semana con la profesora María Agustina Ventura. Quiero agradecerle de corazón a ella por su compromiso y profesionalidad, a italiani.it por esta gran oportunidad y, también, a la Asociación Calabresa”, afirmó Vera. 

El proceso de aprendizaje de Vera Mardoian 

Por otro lado, tuvimos la oportunidad de conversar con su profesora María Agustina Ventura, quien nos contó un poco más acerca del proceso de formación de la alumna. “Desde el inicio fue un desafío tanto para la Asociación Calabresa como para mí particularmente. Este desafío se vio reflejado, en un principio, en la diferencia horaria que teníamos con la alumna y, a su vez, en la tecnología a utilizar. Como así también en la barrera que nos ponía el idioma. Al no tener Vera los medios suficientes para poder generar una clase a distancia, tuvimos que generar un canal de comunicación constante a través de WhatsApp”, nos contó María Agustina.

Vera Mardoian -Celular Estudiar

“De esta manera, se le enviaba cada semana el trabajo a realizar a la alumna, digitalizando las unidades del libro con el que se trabajaba, los audios para que pudiera realizar las actividades auditivas y se agregaba una posterior ejercitación. La alumna se comprometía a realizar todas las actividades durante la semana y cualquier inconveniente o duda que poseía con las actividades podía consultar. La lengua con la que nos comunicábamos era el italiano, ya que la alumna tenía un conocimiento previo con este idioma. Una vez por semana realizábamos una llamada por WhatsApp para llevar a cabo la práctica de conversación y despejar las dudas de las actividades realizadas”, continuó la profesora.

“El camino que emprendimos fue muy enriquecedor”

“Puedo afirmar que el amor por la lengua italiana une a las personas. En este caso, a mí, como profesora y a mi alumna, sin importar la edad, el huso horario, las culturas diferentes, el idioma, y los miles de kilómetros en medio que nos separaban. Es muy enriquecedor como docente poder ser parte del aprendizaje de un alumno”, sostuvo María Agustina.

Vera Mardoian- Maria Agustina Ventura
María Agustina Ventura. Autora: María Agustina Ventura.

El camino que emprendimos junto a mi alumna Vera hace un par de meses atrás fue enriqueciéndose clase a clase. Hemos podido sortear las barreras de nuestras lenguas madre, para poder hablar una sola lengua: la italiana; aquí surgió nuestro punto de encuentro, aquella unión que debe tener todo alumno con su profesor, esa química que teletransporta a querer seguir aprendiendo. Vera se comprometió desde el inicio y nunca dejó de preocuparse por las actividades que debía hacer. A lo largo de este camino recorrido fue receptiva a las correcciones. Logró superarse día a día y así pudo llegar a tener un nivel de italiano mucho más avanzado”, afirmó María Agustina orgullosa de su alumna. 

La lingua italiana como nexo

Gracias a esta oportunidad que le otorgó la Fundación italiani.it, Vera tuvo la posibilidad de continuar con sus estudios, frente a cualquier adversidad, durante cuatro meses. Ya sea Vera como su profesora afirmaron el gran lazo que se generó entre ellas gracias al idioma italiano. Lenguaje que muchos de nosotros amamos ya que es uno de los más hermosos de todo el mundo.

Vera Mardoian: la becaria siria de italiani.it ultima modifica: 2021-04-15T08:55:00-03:00 da Mariel Pitton Straface

Commenti

Subscribe
Notify of
2 Commenti
Oldest
Newest Most Voted
Inline Feedbacks
View all comments
Marina Artese Grillo

qué interesante historia! el italiano nos une verdaderamente!

Gracias por compartirnos la historia.

To Top
2
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x